Presentar una demanda tiene algunas ventajas potenciales para los inquilinos. Podría motivar a un propietario a establecerse fuera del tribunal. Notificar al propietario de su intención de demandarlo podría motivar a su arrendador a hacer todo lo que esté a su alcance para evitar ir al tribunal. Él o ella puede acordar establecerse con usted antes de que el asunto vaya ante un juez. Reciba el dinero que se le debe: si demanda a su arrendador y gana, se le otorgará el dinero que se le debe, posiblemente más. Por ejemplo, si el propietario retuvo ilegalmente su depósito de seguridad, se le otorgará este monto, y en algunos estados, dos o tres veces esta cantidad. Recibir daños: si gana un caso en la corte contra su propietario, también puede recibir daños y perjuicios. Por ejemplo, si su unidad era inhabitable, podría recibir una indemnización por daños y perjuicios por el dolor y el sufrimiento que le causó. Borrar su nombre: Ganar una demanda contra su propietario podría ayudar a limpiar su nombre. Por ejemplo, si es desalojado, el desalojo aparecerá en su informe de crédito en los años venideros. Si puede probar que su arrendador está tratando de desalojarlo injustamente, puede conservar su buen crédito y su buen nombre. Además, si presenta una demanda contra el propietario por un desalojo injusto y gana, no se verá obligado a mudarse de su apartamento.

Contact TRG

 Address.77 W Washington St #1514, Chicago, IL 60602

Tel(312) 619-9603